Hábitos mentales que te permitirán ahorrar dinero

Son diversas las estrategias habituales para ahorrar dinero, por ejemplo, reservar siempre una parte del sueldo, no superar el presupuesto establecido, planificar compras. Además de todo lo que sabemos y hacemos, existen varios trucos psicológicos muy sencillos que pueden ayudarte más a incrementar los ahorros.

imagen1

Ahorra más para tu jubilación

Muchas personas no ahorran mucho para cuando se van a jubilar, tal vez porque aún se vea demasiado lejos. Sin embargo, varios estudios demuestran que una forma sencilla de ayudar a cumplir los objetivos de cara a la jubilación es imaginarse ahora cómo serán nuestras vidas en unas décadas.

Haz una funda para tu tarjeta de crédito con una foto de tu presupuesto y límites financieros

Es algo para poder motivarse. Este truco que fue explicado por Simple Dollar, te puede ayudar a recordar cuáles son tus límites financieros cada vez que abras la cartera para pagar con la tarjeta.

Masca chicle y lleva auriculares cuando vayas a comprar

Todo esto se encuentra relacionado con las estrategias de las tiendas, supermercados y grandes almacenes para hacer que compres más. Mascar chicle puede contrarrestar los olores agradables en las tiendas y hacer que te sientas lleno, así no podrás comprar comida impulsivamente en un supermercado. Los auriculares te aislará también de la música de las tiendas, diseñada para que te relajes, te quedes más tiempo y gastes más.

Calcula el precio con las horas de trabajo que necesitas para pagarlo

Este resulta muy efectivo para acortar los gastos innecesarios. Pensar cuanto tiempo tendrás que trabajar para ganar el dinero que cuestan las cosas.

Utiliza un mantra para describir los hábitos de gastos que persigues

Organiza ideas y establece reglas de la forma que quieres invertir tu dinero y transfórmalas en una frase o mantra que describa tu forma de actuar.

No ahorres dinero ahora, hazlo más en el futuro

Suena muy contradictorio con el objetivo que posees de ahorrar más, pero la clave importante está en el momento. Algunas investigaciones sugieren que aumentar poco a poco y progresivamente la cantidad de dinero a ahorrar, es más efectivo para intentar ahorrar mucho desde el principio. Ejemplo, es más efectivo ahorrar gran parte de tus próximas subidas de sueldo, que intentar ahorrar mucho cada mes.

Cambia la forma de pensar sobre el dinero y las cantidades

imagen2

Por ejemplo, un billete de 50 dólares es papel igual que uno de 5, pero psicológicamente nos puedes costar más pagar con uno de 50 que con uno de 5 cuando compramos algo de poco valor. Otra forma de ahorrar es intentar llevar siempre en la cartera más billetes de mayor valor que de menor valor.

Recorta las compras compulsivas

Evitar las tentaciones a veces es difícil, pero si puedes aplicar algunos trucos para dejarte llevar por las compras compulsivas. Nunca utilices guardar los datos de pago en las páginas web, pregúntate antes de comprar qué preferirías que te regalará un extraño, ese producto o el dinero que vale: antes de adquirir algo de cierto valor, piensa bien durante varias semanas o en un mes si realmente lo necesitas.

Piensa que ahorrar es divertido

hoy en día hay muchas aplicaciones y servicios web que no solo te ayudan a gestionar tus finanzas, también lo hacen como si fuera un juego. Algunas herramientas como SaveUp o SmartyPig convierten ahorrar dinero en una especie de reto por el que tienes que pasar. Algo parecido a los cuantificadores de actividad diaria, pero en dinero. Y si la gamificación no es lo tuyo, otras apps como Fintonic al menos te ayudarán a gestionar mejor tus ahorros.

Ilustrado por: Alexander Millano

You May Also Like

Deja un comentario